Los problemas con el juego

Problemas con el juego

Según la Federación Española de Jugadores de Azar Rehabilitados (FEJAR), la ludopatía consiste en una alteración progresiva por la que un individuo siente una necesidad imposible de controlar de jugar. Estos problemas con el juego por sí solos, no representan un contacto con otras sustancias, aunque cuando se agrava, suele ir acompañado de drogas, alcohol y/o tabaco. 


Tipos de jugadores 

Es normal que los ludópatas tengan problemas sociales, económicos, familiares e incluso legales en el peor de los casos, debido a que la mayor parte del tiempo lo pasan jugando, evitando las tareas más importantes de la vida. Existen distintos tipos de jugadores, independientemente de que el problema lo represente el juego con apuestas deportivas u otras modalidades.:

  • Jugador Social: Es un jugador que no tiene problemas de adicción, únicamente disfruta con él y puede abandonarlo cuando se lo proponga. 
  • Jugador Profesional: Conoce a la perfección distintas estrategias que pueden llevarle a conseguir dinero. Sabe que no puede controlar el juego. 
  • Jugador Problema: Persona que utiliza el juego casi a diario. Recibe quejas de las personas de su alrededor. El punto positivo es que la situación aún no está descontrolada por completo. 
  • Jugador Patológico: Aquella persona que, por el juego, ha afectado a la mayoría de áreas de su vida. 

Características del jugador patológico 

El jugador patológico o ludópata, puede pasar por varias fases. Son las siguientes: 

  • Precontemplación: Como él mismo no cree que su adicción sea un problema, no hace caso a los consejos de los demás y disfruta de su juego. 
  • Contemplación: Fase en la que la persona admite que tiene un problema y empieza a plantearse la posibilidad de buscar ayuda. 
  • Preparación: Se tienen muchos problemas, hasta el punto de quedarse solo. Él mismo ha intentado dejar de jugar y no puede, por lo que necesita buscar ayuda profesional. 
  • Fase final: Se ha realizado la recuperación del individuo. En este apartado también están las recaídas en el caso de que las haya. 

Síntomas que derivan de un problema con el juego 

Para detectar a una persona que sufre de ludopatía, puede hacerse mediante sus propios síntomas: 

  • Irritabilidad: No puede controlar sus impulsos, por lo que se irrita fácilmente y suele expresar sus sentimientos mediante agresividad o insultos. 
  • Inquietud: Ganar y perder es la principal preocupación de un ludópata, motivo por el que presenta un estado anímico de inquietud, dejando a un lado a la familia, el trabajo e incluso la salud. 
  • Mentiras: Para que no se descubra la cantidad de dinero que utiliza en su juego, es normal que mienta e incluso que se desarrolle trastornos de la personalidad. 

Cómo dejar el juego de azar 

Lo primero que tienes que hacer para dejar el juego de azar, es saber si eres un adicto. Para ello, existen profesionales que te ayudarán a diagnosticar tu caso y darte la mejore solución posible.

De este modo, es posible conocer el nivel de adicción que presentas y si es necesario que tengas que realizar un tratamiento adecuado a tu caso.

Publicaciones relacionadas