Clínicas para desintoxicación del alcohol, todo lo que debes saber

Tratamiento alcoholismo | Grupo Neros

Reconocer la adicción al alcohol, es una de las decisiones más complejas en la vida de una persona. El alcoholismo es una enfermedad. A pesar de ello, por múltiples razones personales, familiares y sociales, reconocer la necesidad de salir del círculo de adicción al alcohol, conlleva un arduo proceso de introspección y valentía.  


Barreras a la búsqueda de ayuda profesional

Múltiples factores ofrecen resistencia a la hora de buscar asistencia profesional: 

  • Vergüenza: Reconocer públicamente el alcoholismo, es una barrera social, familiar y personal.
  • Frustración: Muchos pacientes reconocen que se sienten frustrados al verse superados por la adicción y a su incapacidad de resolverlo por cuenta propia.
  • Miedo: Al rechazo social,  lo desconocido del tratamiento y a si el esfuerzo supondrá una solución efectiva.
  • Negación Personal: Esta es quizá la más común de las razones. Muchos individuos en alcoholismo, niegan rotundamente el problema o magnitud del mismo. Aducen decenas de razones y promesas para evadir la asistencia a una clínica de desintoxicación
  • Negación Familiar: Aunque es el caso menos frecuente, muchas familias mantienen estados de negación a aceptar el alcoholismo. Lo más común para estas barreras, tienden a ser razones sociales.

Cuando el equipo profesional de las clínicas de rehabilitación, confrontan al paciente con su realidad y sus barreras, por lo general el tratamiento avanza.


¿Cómo funciona una clínica de rehabilitación de alcohol?

En los centros especializados, un equipo multidisciplinario de médicos, psiquiatras, psicólogos y terapeutas, entre otros profesionales, están dedicados al diseño, revisión y ejecución de planes de tratamiento contra el alcoholismo.

En una clínica de rehabilitación se estudia cada caso individualmente, entendiendo que no hay recetas matemáticas para el tratamiento. Se diferencian en relación al grado de adicción, tiempo, edad, contexto  y otros factores, que arrojan un tipo de tratamiento individualizado.

La individualización del tratamiento, trae como consecuencia directa su efectividad, duración en el tiempo y el mínimo impacto en el paciente. 

El objetivo del tratamiento, es la eliminación de la enfermedad. Cada fase, consta de varios objetivos: 

  • Desintoxicación: El objetivo de esta etapa es suprimir el consumo de alcohol sin la aparición del síndrome de abstinencia. Para ello, un equipo médico supervisa su ejecución, de modo que el paciente no siente el trauma de la abstinencia. Deshabituación: Lograr progresivamente, la sustitución de hábitos de consumo, nocivos en el paciente por conductas más saludables y positivas.
  • Rehabilitación: Se busca que el paciente pueda controlar el impulso del consumo y que recupere o adquiera habilidades y conocimientos de gran utilidad en su vida cotidiana.
  • Reinserción: El objetivo es que el paciente vuelva a insertarse como un individuo productivo y pleno en su entorno familiar, social y laboral.  
  • Seguimiento: Buscamos que el paciente pueda enfrentar los estímulos negativos y sepa sobrepasarlos sin recaídas en el consumo.

¿Cómo escoger una clínica de desintoxicación correcta?

No hay una fórmula exacta para la escogencia de una clínica de desintoxicación de alcohol. En términos generales, lo mejor es siempre ponerse en las manos expertas de profesionales. 

Recordemos que en muchos casos, los pacientes con adicción al alcohol, buscan cualquier excusa que les permita evadir el inicio del tratamiento. Todo el esfuerzo familiar y profesional para que el paciente acceda someterse al tratamiento puede evaporarse si el centro no cuenta con:

En primer lugar, la clínica de desintoxicación de alcohol debe contar con las acreditaciones y certificaciones legales. Debe estar en capacidad de estructura física y profesional de atender el paciente, la falta de capacidad o saturación del servicio pueden afectar su efectividad, recuerde conocer esto antes de escoger al centro El equipo profesional que presta servicios en la clínica, debe ser de primer orden. Del mismo modo los equipos tecnológicos e infraestructura del centro.

La atención a cada paciente debe ser personalizada, individualizada y enfocada en cada uno de los pacientes, así mismo los tratamientos, terapias, conductas y pronósticos.

La clínica debe involucrar a la familia y el entorno cercano del paciente en el tratamiento. Son el apoyo más importante que tendrá el paciente y además quienes servirán de bastón de apoyo en momentos de debilidad. 

En Grupo Neros somos ayudamos a nuestros pacientes a rehabilitarse del alcohol con un alto índice de éxito. Si quieres conocer nuestro Método Neros y recibir información personalizada, no tienes más que ponerte en contacto con nuestro equipo.

Publicaciones relacionadas